Con bajas sensibles, guerreros cumplen destacada labor en Recife

La selección paraguaya de hándbol masculino cumplió ayer con sus dos primeros encuentros de fase de grupos en el Campeonato Sur Centro Americano de Hándbol, clasificatorio a la Copa del Mundo Polonia/Suecia 2023. Aún con bajas imprevistas y sensibles debido a covid positivo en integrantes del plantel, los guerreros demostraron que el proceso iniciado pronto dará frutos.

En la primera jornada de competencias, los guerreros guaraníes cayeron por el marcador de 19 a 46 ante el seleccionado de Brasil, conjunto que presentó un equipo con mucha altura y de transiciones rápidas, ratificando su condición de favorito en la previa.

Ya en la segunda fecha del certamen, la selección albirroja de hándbol cedió ante su par de Chile. En el duelo ante los trasandinos, el seleccionado paraguayo debió poner en cancha a una mayoría de jugadores de la categoría junior. Los chicos que conforman la delegación paraguaya hicieron lo suyo ante un duro equipo chileno que supo aprovechar las ausencias guaraníes y cerró el duelo con un marcador de 25-43.

“No hay nada que reprocharse, Paraguay, sufrió ausencias sensibles de jugadores claves y la de su técnico por Covid positivos. Este proyecto masculino, apenas está iniciando, y estamos convencidos que tenemos material y enormes talentos, para que en breve el Handball nos dé revancha”, arengó en sus redes sociales la Confederación Paraguaya de Hándbol, enviando un mensaje de aliento a los seleccionados que hoy deberán medirse a Costa Rica, en la última fecha de la fase de grupos.

Paraguay, tuvo bajas imprevistas y sensibles por Covid Positivos de 5 jugadores, el entrenador y del preparador de arqueros. La Confederación Paraguaya de Hándbol informó que todos los integrantes que tuvieron el resultado positivo están aislados en el hotel, siento ellos asintomáticos y encontrándose en óptimas condiciones de salud.